¿Qué es?

La Medicina Tradicional China es milenaria y  llega a nuestros días totalmente actualizada. La acupuntura y la moxibustión son técnicas de las más conocidas de esta medicina completa y holística.

La acupuntura consiste en colocar agujas en los puntos energéticos para influir sobre la corriente energética que hace funcionar todo nuestro organismo. Para ello, se estimulan o se dispersan estos puntos de acupuntura, que funcionan como interruptores de la energía vital del cuerpo. La moxibustión estimula con calor los puntos de acupuntura con la misma intención.

¿Para qué?

La acupuntura y la moxibustión pueden regular todo tipo de desequilibrios y afecciones. Según la Medicina Tradicional China, existen cuadros de desequilibrio y no solo síntomas o enfermedades aisladas del estado general del organismo. Así, se trata de reequilibrar el flujo normal de la energía con una visión holística.

Con la acupuntura y la moxibustión podemos tratar todos los desequilibrios, entre los más habituales: cansancio, fatiga crónica, estrés, insomnio, depresión, ansiedad, contracturas, dolor, tensión muscular, lumbago, cervicalgia, artrosis, artritis, resfriados, molestias digestivas, vómitos, diarrea, alergias, amenorrea, dismenorrea, menopausia, migrañas, dolor de cabeza, tendinitis, edema, inflamación, retención de líquidos, obesidad, etc.